Cochabamba, domingo 19 de agosto de 2018

Cigarrillo y sexo: ¿combinan bien?

La nicotina puede provocar hipertensión o arteriosclerosis, afecciones que afectan al sistema circulatorio y que tienen claras repercusiones sexuales.
www.salud180.com www.muyinteresante.es www.mensolutions.es | | 03 may 2018

static.pexels.com

"Fumar puede dañar el esperma y reduce la fertilidad" "Fumar obstruye las arterias y provoca cardiopatías y accidentes cerebrovasculares" "Fumar puede matar" "Fumar puede dañar sus relaciones de pareja y aumentar su deseo sexual". Las tres primeras frases aparecen en los paquetes de tabaco para persuadir a los fumadores de dejar este nocivo hábito. La cuarta no aparece pero podría aparecer, según un nuevo estudio alemán.

La nicotina y el fumar en sí mismo afecta a múltiples facetas del cuerpo humano. Es más que evidente que daña a los pulmones, afecta a las arterias e incluso a la calidad del esperma sin embargo ahí no queda todo.

La doctora Wiebke Neberich, doctora en psicología de las relaciones personales por la Universidad Humboldt de Berlín, ha estudiado el apetito sexual , la personalidad y las relaciones de los solteros españoles a través del portal de búsqueda de pareja eDarling.

El análisis ha dejado varios resultados curiosos. Por un lado las personas solteras son más sociables y aventureras, al confesar el 60 por ciento de los no fumadores preferir una vida tranquila y sin resaltos. A este respecto la Neberich afirma que " los fumadores disfrutan más de la comunicación con otras personas y estar rodeados de gente, les produce placer mientras fuman".

Otro de los resultados derivados del estudio ha sido las diferencias de deseo sexual entre fumadores y no fumadores. La cantidad de personas fumadoras con un "gran deseo sexual" está tres puntos por encima que los no fumadores, lo que Neberich explica diciendo que "son personas más hedonistas y más orientadas a obtener placer". Además, apunta la investigadora, "poseen un menor nivel de frustración y son estrategas a corto plazo, disfrutando del momento y no de las consecuencias a largo plazo. Por consiguiente ellos perciben las necesidades sexuales de una manera más intensa y fuerte".

Respecto a la duración de estas relaciones la investigadora también se muestra tajante: "los fumadores no planean a largo plazo, lo que puede conllevar a tomar decisiones más arriesgadas e impulsivas, y por tanto, tener una vida sexual más activa".

El tabaco y la eyaculación precoz



Una causa común de la eyaculación precoz es el consumo de tabaco. Si todavía no tenía razones suficientes para dejar de fumar, recuperar o prevenir la pérdida de una vida sexual placentera, quizás sea una buena razón de peso. A pesar de la nocividad, el tabaco y la eyaculación precoz no suelen relacionarse directamente. Por supuesto, fumar entraña muchos riesgos para la salud, pero también tiene una gran incidencia en problemas de índole sexual. Según estudios realizados, se ha calculado que en torno a un 70 por ciento de los pacientes que acuden a clínicas para tratar problemas de índole sexual, tales como la eyaculación precoz o la disfunción eréctil, son fumadores o han consumido tabaco en algún momento de su vida.

Se ha comprobado que aquellas personas que fuman de media más de diez cigarrillos al día, tienen más posibilidades de sufrir eyaculación precoz. ¿Sigue pensando que el tabaco no repercute sobre la eyaculación precoz? Especialmente si el habito de fumar va acompañado del consumo de alcohol las probabilidades aumentan aún más. Esto se debe a que tanto el consumo de tabaco como el del alcohol afectan al sistema nervioso y al circulatorio, sistemas ambos que participan en los procesos sexuales.

Los componentes del tabaco afectan a nuestro organismo y a nuestra vida sexual de varias maneras. La nicotina por ejemplo aumenta las posibilidades de sufrir trombosis (aparición de coágulos sanguíneos en las venas. También puede provocar hipertensión o arteriosclerosis, dos afecciones que afectan al sistema circulatorio y que tienen claras repercusiones en nuestra vida sexual.

Se debe dejar claro que cuando nos referimos a tabaco, nos estamos refiriendo a toda clase de tabaco, y no solo a los cigarrillos; ya sea tabaco de liar o para fumar en pipa, sus consecuencias con la eyaculación precoz son las mismas.

Si el tabaquismo es la causa de que alguien sufra eyaculación precoz, la solución es bastante sencilla, respecto a otros tratamiento posibles; intente dejar de fumar o al menos empiece por disminuir su dosis diaria.

Es muy posible que en poco tiempo note los beneficios, no solo a nivel sexual, si no en su vida en general.





TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa