Cochabamba, jueves 16 de agosto de 2018

La Libertad en Juan de la Rosa

El Centro de Investigaciones Sociales de la Vicepresidencia (CIS) presentará el libro La libertad en Juan de la Rosa (1885). Una aproximación fenomenológica a la novela de Nataniel Aguirre, de Martín Mercado, este martes 6 de febrero desde las 19.00 en el Centro de Estudios Superiores Universitarios (CESU), Calama #235 (entre Esteban Arze y Nataniel Aguirre).
| Alba María Paz Soldán | 04 feb 2018



Estamos ante un trabajo que podría constituir un ejemplo de investigación interdisciplinaria para la nueva generación de investigadores en Ciencias Humanas y Sociales. Es la tesis de Martín Mercado escrita para la maestría en Literatura Boliviana y Latinoamericana de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA) que aborda una novela muy apreciada por todos los bolivianos: Juan de la Rosa (1885), de Nataniel Aguirre, a partir del conocimiento y la reflexión acumulados en un recorrido por la literatura y por la filosofía, campos de conocimiento sobre lo humano y lo social que enriquecen y profundizan la mirada sobre Bolivia y su particularidad cultural.

Martín defendió su tesis en noviembre de 2015 y recibió la máxima distinción, luego ganó el Concurso Nacional de Tesis (CIS:16), organizado por el Centro de Investigaciones Sociales (CIS) de la Vicepresidencia. A partir de entonces, realizó una tarea de reelaboración dirigida a la publicación de dicha investigación. Desarrolló de manera exhaustiva los principios de la neofenomenología, campo con el que no estoy familiarizada y sobre el que he aprendido a partir de mis revisiones de este texto. Lo que sí he podido apreciar, dada mi experiencia con escritos académicos, es que el tesista ha asumido esta tarea con un rigor y un detalle encomiables, que me han llevado a pensar, a momentos, que estaba ante un tratado sobre ese campo filosófico. Discusiones sobre los términos usados en la traducción de conceptos filosóficos, un sinnúmero de citas en alemán y explicaciones exhaustivas son algunos de los rasgos que hacen a ese rigor.

Para esta edición he trabajado conjuntamente con el autor con todo ese material y en el curso de la revisión se ha tomado la decisión de prescindir de una parte de esa elaboración, aquella que constituía una extensión amplia y exhaustiva de la propuesta metodológica. Si bien tenía estricta relación con el estudio, no resultaba del todo pertinente para esta publicación dirigida a un público amplio en el que el lector privilegiado de esta colección es el estudiante de pregrado, pero también el ciudadano curioso, los estudiantes de posgrado y profesionales de distintas disciplinas. Debo afirmar aquí, asimismo, que el material que ha quedado fuera de esta publicación podría constituir otro libro especializado en el campo de la fenomenología que debería ser publicado.

Esencialmente, sin embargo, el trabajo de reelaboración ha permitido ampliar algunas ideas centrales que no estaban tan desarrolladas en el original, como la revisión bibliográfica y fundamentación de la propuesta que se refiere al mestizo de Aguirre como un huérfano, como lo caracterizan para el final de la Colonia los estudiosos especializados en esa época. La revisión ha sido también útil para lograr una versión más clara y fluida de toda la argumentación de la tercera parte, en la que la novela de Aguirre es leída y pensada en clave neofenomenológica. Pero lo que se hace necesario destacar es que el trabajo sostenido y riguroso del texto ha logrado unidad y consistencia en el conjunto de la reflexión.

Aunque también lo dice el tesista, voy a reiterar —pues suena diferente en otra voz— la valoración de la primera parte del trabajo, en la que revisa de manera profunda la crítica que se ha producido, especialmente en los últimos cincuenta años, sobre la novela de Aguirre. Me parece importante señalar que en la circunstancia de la defensa de la tesis, algún miembro del tribunal consideró que esta era la parte más valiosa de la investigación por haber hecho una lectura seria de todas estas críticas y por haber propuesto un orden al respecto, algo que el lector podrá apreciar en el libro.

Debo también destacar que el estudio, en su segunda parte, remite a las otras obras de Aguirre para indagar sobre cómo este autor concebía y sentía la libertad, lo que resulta muy pertinente dado que el escritor publicó otros textos con el tema de la libertad política: dos obras teatrales acerca de la Independencia y una biografía de Bolívar, además de reflexiones al respecto en pequeños relatos. Hay que aclarar aquí que esta tesis parte de la libertad individual para llegar a la libertad política, de modo que el investigador amplió su campo de lectura haciendo que su propuesta sobre la libertad en la obra de Aguirre, si bien estaba enfocada en Juan de la Rosa, sea consistente con toda la obra del novelista estudiado. De esta manera, el presente libro constituye una sólida argumentación sobre la autoría de Aguirre, ya que en esta novela se aprecia cómo se reiteran el estilo y las obsesiones de dicho escritor. Juan de la Rosa, aunque debía continuar en lo que hubiera sido una saga sobre la Independencia, forma parte de la obra total del autor.

Es necesario también observar, especialmente en esta segunda parte, el carácter interdisciplinario del estudio, ya que, para sostener su argumentación, Mercado recurre ampliamente a textos de historiadoras como Ana María Presta y Pilar Latasa, de sociólogos como Esteban de Gori, de psicólogos como Erich

Fromm, o de una importante estudiosa de las traducciones americanas de Rousseau y de otros clásicos europeos como Gabriela Bekenstein, entre otros. Por supuesto, también apela a escritores de la filosofía, no necesariamente fenomenólogos, y a críticos literarios. En este sentido, queda claro que la investigación interdisciplinaria en Ciencias Humanas requiere abrirse a otros campos para profundizar y apoyar el trabajo en el campo específico como lo es, en este caso, el análisis de una obra literaria.

En la tercera parte se desarrolla ampliamente el problema de cómo enfrenta el protagonista su vida y cómo la vive, las decisiones que toma y cómo reflexiona y se cuestiona sobre ellas. Así, se plantea la relación entre bienestar, familia y libertad a partir de las vicisitudes que sufre al ser huérfano y al verse solo en los distintos espacios en los que vive dentro del contexto de las luchas independentistas de 1812 en la región de Cochabamba. Asimismo el trabajo propone la íntima relación que existe entre la libertad individual y la libertad política. Uno de los aportes de este detallado proceso está en la determinación de las diferentes atmósferas que logra la novela y la reflexión sobre cómo estas conllevan y contienen la afectividad de los personajes y sus ansias y vivencias de libertad.

No quiero abundar más pues es menester que el lector se enfrente al texto y saque sus propias conclusiones. Lo que sí me interesa apuntar es la importancia que tiene el hecho de que un joven investigador se pregunte y piense un tema como el de la libertad individual y política y ponga todo su saber al servicio de esta reflexión tan necesaria para la vida cotidiana de nuestro país.

Literata





TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « RAMONA »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa