Cochabamba, viernes 22 de junio de 2018

Mexicanos descubren sustancia en la saliva que alerta cáncer oral

La proteína E-Cadherina se multiplica en las personas enfermas. La prueba para hallarla podría aplicarse en todos los centros de salud, a bajo costo y con grandes beneficios para los pacientes. 
Mariana Gonzales/EFE | | 25 ene 2018



Científicos mexicanos descubrieron una proteína presente en la saliva que ayudará a detectar cáncer oral mediante este fluido, un método más económico, menos doloroso e invasivo que las biopsias para diagnosticar esta enfermedad.

Sandra López, investigadora del campus de Ciencias de la Salud de la Universidad de Guadalajara (UdeG), dijo a EFE que esta sustancia, llamada E-Cadherina, puede ayudar a definir si una persona tiene cáncer bucal y su grado de avance.

El estudio es el primero que detecta esa proteína en la saliva, pues hasta ahora se conocía su presencia en la sangre, que suele ser utilizada como un marcador de referencia en los análisis para detectar cánceres de próstata y mama. La proteína está presente en la saliva de manera natural y su función es la de mantener unidas a las células.

Los investigadores identificaron que los pacientes con cáncer presentaban altos índices de E-Cadherina en comparación con personas sanas, explica López, líder del grupo de científicos.

Con este método, los médicos pueden detectar alteraciones en los pacientes no diagnosticados si estos presentan altos niveles de esta sustancia.

"Mientras que en los que tienen cáncer, si vemos que (la proteína) va en incremento, podemos decir que está progresando (la enfermedad)", añade la doctora en biología molecular.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Cancerología, en México hay un registro de 3.000 casos de personas con este padecimiento, el cual es curable si se detecta en etapas tempranas.

El grupo de investigadores y médicos trabajará en una segunda etapa del estudio para establecer la E-Cadherina como un marcador de diagnóstico y pronóstico de la enfermedad, de manera que pueda ser utilizado en cualquier clínica de manera sencilla y más económica.

"Es más barato que una biopsia porque no es un procedimiento quirúrgico, la saliva se toma en un laboratorio o en la clínica y se deposita en un tubo de ensayo. Tendría un costo similar a un análisis de glucosa", asegura.

Además, se evitaría el sufrimiento y dolor que experimentan los pacientes durante la biopsia, un procedimiento indispensable para la detección y el seguimiento de la enfermedad, que se practica luego de que la persona pasó por diversas sesiones de quimioterapia.

En el estudio también participan especialistas de la Universidad Autónoma de Zacatecas, la Universidad de la República de Uruguay y médicos del Hospital Civil de Guadalajara mediante el Instituto Jalisciense de Cancerología. La enfermedad es agresiva pero "indolora en sus primeras etapas", aunque el paciente suele presentar úlceras, lesiones blancas o rojizas o tumores que se forman sin razón aparente en las zonas más recónditas de la boca y persisten sin sanar por meses.

López recomienda revisar y dar seguimiento a cualquier lesión o úlcera que aparezca en la lengua, encías o cavidad bucal y no se cure en el plazo de un mes.

Crean un test de sangre 

Un equipo internacional de investigadores ha desarrollado una prueba de sangre no invasiva que podría permitir la detección temprana de ocho tipos comunes de cáncer, según publica un artículo de la revista Science y EFE.

La descripción de esta prueba, basada en un análisis combinado de ADN y proteínas, es el resultado del trabajo de un equipo liderado por Joshua Cohen, del Centro Ludwig de Investigación del Cáncer, en la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins, Baltimore (EEUU).

El diagnóstico del cáncer antes de que se produzca metástasis es una de las claves para reducir las muertes por estas enfermedades en el futuro, asegura Science.

Este nuevo método de diagnóstico está en principio diseñado para tratar de detectar el cáncer de ovario, hígado, estómago, páncreas, esófago, colorrectal, pulmón y mama.

CancerSEEK analiza mutaciones en 16 genes que están vinculadas a distintos tumores, así como 10 biomarcadores de proteínas circulantes en sangre.





TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

MÁS NOTICIAS DE « SALUD »:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa