Cochabamba, lunes 18 de diciembre de 2017
Mega Menu Opinnión

Consejo del párroco ayudó a familia a multiplicar venta de pescado a la parrilla

Prosperidad. René y Freddy Rodríguez aseguran que su negocio creció gracias a la mayor afluencia de gente por el Señor del Buen Viaje.
| | 12 nov 2017



Gran parte del éxito de su restaurante, que se dedica a la venta de pescado pacú a la parrilla, se lo deben a un consejo del párroco de El Paso, Rodolfo Ramírez Sotelo.

René y José Freddy Rodríguez empezaron con la venta de este plato en la Plaza Principal de El Paso, con dos parrillas y 10 mesas. Y como ganaron rápidamente clientela, se trasladaron a su propiedad, detrás del templo.

Al comenzar su negocio vendían aproximadamente 150 pescados, el segundo domingo de cada mes, y actualmente comercializan hasta 800.

Freddy Rodríguez señala que entre los platos que sirven actualmente cada domingo están el pescado preparado a la parrilla, como chicharrón, el caldo y pronto lanzarán el relleno de pacú.

Según el testimonio de los dos hermanos, su emprendimiento comenzó hace cinco años con la implementación de 12 pozas para la cría de pacú, en Yapacaní, Santa Cruz.

Después de la siembra de los alevines, al cabo de nueve meses empezaron a sacar los peces “en gran cantidad, y como la población en Cochabamba no conocía bien esta variedad”, tenían que hacer bastante esfuerzo para comercializar su producción.

En esa época, el párroco Rodolfo Ramírez Sotelo les sugirió que vendan pescado a la parrilla en la Plaza de El Paso el segundo domingo de cada mes. Así lo hicieron, hace tres años, y confirman que les ha ido bien desde entonces.

Los hermanos Rodríguez señalan que el apoyo del párroco no se limitó a este consejo, sino que también les ayudó a buscar un nombre para su negocio “Gordipez” y les hace publicidad en la misa y mediante la radio.

EMPLEOS

En el restaurante “Gordipez” se emplea a por lo menos 25 jóvenes los fines de semana, “quienes trabajan para obtener ingresos y ayudarse en sus estudios”, asegura Freddy.

Agrega que en Yapacaní emplean a otros 20 jóvenes de la comunidad de Puerto Choré, Campo Víbora, quienes les ayudan con la pesca del pacú.





TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa