Cochabamba, lunes 18 de diciembre de 2017
Mega Menu Opinnión

Ascenso y caída del hombre de cuna humilde que acumuló una fortuna

Juan Pari no tenía reparos en exhibir, mediante las redes sociales, autos lujosos y fiestas ostentosas, donde abundaba el whisky más caro. El principal acusado del desfalco al Banco Unión llegó a dormir en la bóveda.
REDACCIÓN/AGENCIAS | | 29 oct 2017

Imagen tomada de Facebook en la que se ve a Pari con botellas de whisky como fondo.

Había logrado acumular 37.6 millones de bolivianos en apenas 11 meses y lo presumía mediante las redes sociales. En algunas ocasiones, según informes de la Policía, llegó a dormir en la bóveda de la agencia Batallas del Banco de la Unión, hecho que él negó en una entrevista con Página Siete.

El dinero obtenido en forma ilícita por Juan Franz Pari Mamani, de 27 años, le provocó un trastorno en su personalidad. Esa es la conclusión a la que llegó la Policía después de someter al exgerente de Operaciones a una evaluación psicológica, tras su detención el 27 de septiembre pasado.

El desfalco de Pari caló tan profundo en la opinión pública que, además de los memes, comentarios e insultos que se granjeó en las redes sociales, le compusieron una canción en ritmo de reguetón.

"Porque yo soy Juan Pari. Si quieres whisky, yo soy Juan Pari, si quieres un auto, yo soy Juan Pari, el papi del Banco Unión, Juan Pari. No me importa lo que digan, porque soy Juan Pari", señala parte de la canción de los denominados Informales.

Esta melodía hace referencia directa al desfalco del Banco Unión en una de sus estrofas.

"Me voy gastando la plata que todo el mundo aquí está ahorrando. Como dicen por ahí que yo estoy embrujando, pero la verdad es que me la paso disfrutando con todos los millones que yo me vine bajando. A todos mis amigos me la paso invitando, whisky, ron o cerveza. Lo que quieras yo te mando, a todos los informales yo los vengo apadrinando con la plata que consigo a todo el mundo embrujando".

OSTENTOSO

Según las pesquisas de la Policía, Pari es una persona de cuna humilde, y la hipótesis que maneja es que los millones que sacaba del banco lo iban deslumbrando, turbándole la razón, hasta el extremo de ostentar en forma rimbombante "su riqueza" por las redes sociales.

"Nunca voy a olvidar cómo empecé ni los sueños que tenía en ese momento. Dios me dio más de lo necesario para vivir, y a pesar que aún no alcancé esos sueños, cada vez estoy más cerca y agradecido con la gente que siempre ha estado a mi lado”, se lee en un mensaje publicado en su cuenta de Facebook, en noviembre de 2016.

El desfalcador grabó en video muchas de sus compras ostentosas y las difundió en las redes sociales, lo que ha permitido hacer acusaciones a muchas personas, entre ellas a varios familiares, compañeros de colegio y socios de sus negocios.

El principal acusado de haber cometido un millonario desfalco al Banco Unión disfrutaba de la velocidad, la compra de vehículos de lujo y organizaba fiestas ostentosas en las que no faltaba el whisky caro, etiqueta negra o azul, según el portal Urgentebo.

Pari realizó inversiones en negocios múltiples. Tenía planificado abrir una discoteca con equipos que había encargado en China y abrir un canal de televisión.

Se transformó en un derrochador del dinero robado, con el que llegó a comprar al menos doce coches de lujo, una lancha, departamentos, casas, terrenos, una discoteca, realizó fiestas exclusivas y alquiló aviones para sus viajes privados, según retrató EFE.

El exfuncionario del Banco Unión utilizó a familiares y amigos de colegio, como palos blancos (testaferros), para la compra de esos lotes, vehículos lujosos, propiedades y equipos de comunicación, según la Agencia de Noticias Fides.

Pari presumía del dinero y los lujos en Facebook, pero lo hacía especialmente con su novia, la argentina Luciana Regina Cagnola, a quien trataba de halagar en todo momento, tal como se puede observar en videos que circulan por youtube.

En uno de los videos se ve a Pari conduciendo un Mercedes Benz. Con indisimulado orgullo, le recalca a su pareja que ese vehículo se lo hicieron exclusivamente para él.

"Lo hicieron para mí, gorda", repite con insistencia, y a continuación le explica que él mismo se encargó de diseñar partes del interior y exterior del motorizado, por ejemplo, la máscara y los ventiladores para el motor.

Durante su recorrido por una calle de La Paz se hace la burla de un policía, a quien, consciente de que le anotó la placa de su Mercedes Benz, lo deja rezagado después de imprimir gran velocidad.

Pero también Pari presumía delante de los empleados que formaban parte de las empresas a las cuales se asociaba.

En un video publicado el 22 de agosto de este año, Pari se muestra expresivo y desaprensivo. Él y su socio encabezan una celebración con el equipo de una de sus compañías, y recalca que está seguro de que trabajará con las principales empresas del país. Les recuerda a sus trabajadores los inicios difíciles que tuvo en el mundo de la empresa, según el portal Urgentebo.

Pari fue enviado a la cárcel de Chonchocoro, con detención preventiva, el 28 de septiembre, acusado de desfalcar 37.6 millones de bolivianos del Banco Unión.

El caso involucra a su novia, su mamá, cuñada, hermano, mejores amigos y otros “socios” suyos.

TRAICIÓN

La novia de Pari, a quien llenaba de regalos y cumplía a cabalidad sus caprichos, se gastaba a manos llenas el dinero junto con su familia en Argentina y, posiblemente, algunas de sus parejas, según la investigación que lleva adelante la Fiscalía y un par de videos que se recuperó del celular de la mujer.

La Fiscalía de La Paz maneja la hipótesis de que la novia de Pari tiene varias cuentas en su país natal, Argentina.

En uno de los videos se ve a Luciana conversando con su amiga, a quien le muestra la ropa que se había comprado.

En otro video, la misma Luciana se encuentra en una piscina, acompañada de un hombre, que no es Pari, cantando la canción "Traicionera", de Sebastián Yatra.

La novia de Pari fue acusada de varios delitos. Actualmente se encuentra con detención preventiva en la cárcel de Obrajes de La Paz.

Los bienes adquiridos

Las autoridades aseguran que todos los bienes confiscados tienen un valor igual a un tercio de lo robado y sospechan que su novia argentina, Luciana Reynaga, que también está presa, sabe dónde puede estar el dinero no gastado, según la agencia EFE.





TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa