Cochabamba, Bolivia, Domingo 3 de septiembre de 2017
Ramona

Ready Player One

El autor recomienda un libro de ciencia ficción para adolescentes que será próximamente adaptado al cine. 
Aumentar tamaño de letra Dismuir tamaño de letra Dismuir tamaño de letra Dismuir tamaño de letra Dismuir tamaño de letra VOTAR
  • Actualmente 0
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
RESULTADO
  • Actualmente 0
Compartir
Por: Mauricio Rodríguez Medrano | 03/09/2017



La realidad no me entusiasma, pero sigue siendo el único lugar donde se come decentemente.

Groucho Marx


No les hablaré de la película (tampoco mis amigos piratas polacos tienen superpoderes). Además, recién se estrenará en 2018. Además, ya debo estar vigilado por equipos de inteligencia estadounidense porque les recomiendo la piratería (de películas nacionales jamás porque nuestros cineastas apenas sobreviven). Les hablaré del libro (que lo pueden descargar en versión pirata, el autor es Ernest Cline), que es tan adictivo como cualquier serie de Netflix.

Aquellos que están es depresión post-juego-de-tronos lean este libro. Razón 1: porque es intenso. Razón 2: porque tiene la misma cantidad de deus ex machinas que Juego de Tronos (¿a quién le importa?). Razón 3: porque es un homenaje a los años ochenta en todo sentido (por eso contrataron a Steven Spielberg para que dirigiera la película).

Entonces Ready Player One es una novela-homenaje (nada de: «Soy snob y te amo Perec» o «¡la intertextualidad bajtiniana!») a los videojuegos y juegos de rol. Desde Pac man hasta Adventure. Desde Calabozos y Dragones hasta Pathfinder. También es un homenaje a los cómics (el protagonista se llama Wade Watts).

[Aquí un resumen sin spoilers]

Wade Watts vive en Columbus (una ciudad muy parecida a las favelas de Brasil) y es 2049. La realidad duele y oprime. La realidad esclaviza (hay una corporación [IOI] que obliga a sus deudores a trabajar como reos). Pero hay otra realidad: OASIS. Es una plataforma virtual que es más real que la realidad y fue creada por un freaky que murió por una enfermedad. Allí puedes pasar clases. Allí puedes jugar en más de mil mundos diferentes. Allí puedes ser otro (dejar de ser el joven con acné que es abusado por sus mayores).

Casi siempre, la vida del ser humano es repugnante.

Los videojuegos son lo único que la hacen soportable.

Almanaque de Anorak,

capítulo 91, versículos 1-2

Cuando empecé a leerlo pensé que estaba frente a una novela para adolescentes (como Los juegos de hambre, o para los más densos y rebeldes y calenturientos: Cincuenta sombras de Grey). Pero me equivoqué (por eso recomendé esta novela a mis estudiantes adolescentes). Así que profesores (incluido mutantes) boten de una vez las novelas de Carlos Medinaceli o de autoayuda y hagan leer esta novela (así crearán más lectores, el mundo se los agradecerá, créanme).

Me metí en esta lectura como cuando leí La historia interminable (o vi su película) a mis quince años. Otra realidad. Nada de aspavientos. Nada de lecturas cultas que los estudiosos aplauden. Esta novela es pura literatura, la materia de la que están hechos los sentimientos y los sueños, y las angustias y los dolores y las alegrías y las risas de aquella persona que te dejó o te engañó (¡con el encargado de la escuela dominical!), y al final decidiste convertirte en un paria y llenarte de libros y de películas y de videojuegos.

En fin, Ready Player One es una novela perfecta para aquellos que aún guardan cierta nostalgia por el pasado (aunque muchos de sus personajes sean planos o repetitivos), es un novela para iniciar este camino que está sembrado de soledad, pero donde vives y puedes sentir de verdad: ingresa a OASIS.

Periodista - zion186@hotmail.com

Esta novela es pura literatura, la materia de la que están hechos los sentimientos y los sueños, y las angustias y los dolores y las alegrías y las risas de aquella persona que te dejó o te engañó








Copyright © 2003-2017 Opinión. Todos los derechos reservados.