Cochabamba, viernes 24 de mayo de 2019

Proyecto Hombre defiende en la ONU el enfoque de género al tratar adicciones

| EFE | 18 mar 2019 | 13:02

FOTO: PIXABAY

La ONG española Proyecto Hombre presentó este lunes en una reunión de la ONU en Viena los resultados de un estudio que muestra la eficacia de las denominadas "comunidades terapéuticas" en la lucha contra las adicciones y en el que defiende un enfoque de género en los tratamientos.

En este modelo, las personas residen de forma voluntaria en comunidades cerradas mientras trabajan física y psicológicamente con profesionales de distintos campos para superar sus adicciones.

El estudio, realizado con la ONG griega Kethea, se presentó durante un seminario celebrado en el marco de la Comisión de Narcóticos de la ONU y fue copatrocinado por los Gobiernos de España y Grecia.

En la investigación de las dos ONG se han analizado los perfiles de 202 personas en tratamiento en 2017 -105 en España- con la ayuda de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), en una tarea a la que se espera que se sumen organizaciones de más países.

Se trata de un estudio piloto que responde a la necesidad de contar con mayor información internacional sobre el perfil, las características y las necesidades de las personas con adicción.

Gilberto Gerra, responsable de Prevención de la ONUDD, destacó los resultados positivos de las comunidades terapéuticas y la necesidad de contar con estudios que permitan ofrecer un tratamiento personalizado a quienes acceden a los programas.

Este estudio muestra que las mujeres representan solo el 12 por ciento de las personas atendidas, y que cuando acceden a un programa lo hacen más tarde y, por ello, con la salud más deteriorada.

El motivo de ese retraso son los prejuicios sociales respecto a la adicción, así como las mayores cargas familiares, lo que les dificulta seguir un tratamiento en internamiento voluntario, explicó a Efe Félix Rueda, uno de los responsables del estudio.

Rueda recordó que "las mujeres con hijos o familiares a su cargo anteponen sus circunstancias personales a su tratamiento".

El experto indicó que habría que abordar esa situación con los fondos y los recursos adecuados que, por ejemplo, requiera una mujer con hijos en una comunidad terapéutica, ya que los menores deben ser escolarizados.

"Además, hay que reducir la visión social negativa sobre la mujer adicta", indicó Rueda, y agregó que sin ese "estigma" más mujeres accederían a estos programas.

Una de las conclusiones del estudio es la necesidad de reforzar la perspectiva de género en el tratamiento, porque la situación de las mujeres con adicción es distinta a la de los hombres.

La media de edad de los pacientes en estas comunidades terapéuticas es de 37 años, después de haber estado entre nueve y once años consumiendo alguna droga.

La mayoría de las personas que se someten a tratamiento en estas comunidades con Proyecto Hombre es por cocaína, con el 31,4 por ciento , y alcohol, con el 44,7 por ciento , según el estudio.

La mayor parte de las personas tratadas cuenta con estudios primarios (31 por ciento ), y el 84 por ciento no ha estado en prisión.

Rueda afirmó que nueve de cada diez participantes en las comunidades terapéuticas mejoraron "sustancialmente" su situación.

Las conclusiones del estudio indican que quienes se tratan muestran una situación personal desestructurada, por lo que "un entorno protegido" con profesionales que promuevan terapias intensivas es clave para el éxito.

Otra de las conclusiones es que quienes se someten a tratamiento presentan diferentes problemas, tanto de salud como psicológicos y de relaciones sociales, por lo que es preciso un enfoque multidisciplinar con distintos profesionales.

La delegada del Gobierno de España para el Plan Nacional sobre Drogas, María Azucena Martí, destacó que las políticas que se aplican en España están basadas en "la evidencia científica", y destacó la labor de Proyecto Hombre en el tratamiento de personas con problemas con las drogas.

La mayor ONG española dedicada a la prevención y tratamiento de adicción al alcohol y otras drogas existe desde 1984 y hasta ahora ha tratado a unas 300.000 personas, según datos de la organización.



Tags: tratar,adicciones,género,enfoque,Hombre,defiende,Proyecto,ONU

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa