Cochabamba, miércoles 21 de noviembre de 2018
CIUDAD SUSTENTABLE

Acupuntura urbana

| Agrónomo castellononofre@gmail.com | 07 nov 2018 | Ed. Imp.

Cuando observamos la construcción del tren metropolitano, la recuperación de la laguna Alalay o la recuperación del río Rocha se nos viene a la memoria si estas soluciones responden en verdad al problema principal de muestra ciudad que es la contaminación ambiental. Fue Lerner, en el siglo pasado, que habló de cómo intervenir en la ciudad para recomponer la dinámica urbana de una forma equilibrada y coherente según la capacidad del ecosistema de contener lo necesario y no ser rebasada por la comodidad de los habitantes o la insuficiencia de los servicios básicos.

En el caso del tren metropolitano, esto significa que en vez de tener tres líneas que vincularán la ciudad con los centros urbanos más poblados, desde el punto de vista de esta lógica, lo que correspondería sería implementar dos líneas, una en el sentido norte a sur que transcurra desde Tiquipaya hasta Valle Hermoso y que pase por la avenida Ayacucho, y otra línea de este a oeste, desde la Muyurina hasta Colcapirhua pasando por la avenida Heroínas; de esta manera, se eliminaría la emisión de gases de todos los taxi trufis y buses que transcurren varias veces al día por este espacio afectando la salud de los peatones.

Respecto a la laguna Alalay, la acupuntura se expresaría mediante un corte del flujo de vehículos en el sector este de la laguna y recomponer el espacio en compatibilidad a la relación con la serranía San Pedro, evitando un flujo de vehículos en el sentido norte sur que podrían desviarse por otras vías. Esta medida permitiría que la fauna y la flora silvestre puedan reaccionar y constituir un verdadero ecosistema continuo, evitando la presión ejercida por el ingreso a los campos deportivos del sector.

Finalmente en el caso del río Rocha, en vez de pensar en el corredor Quintanilla o en instalar el tren metropolitano en una de sus márgenes, lo positivo sería recuperar las franjas de seguridad del río e implementar verdaderos corredores verdes que equilibren el uso intensivo del suelo en sus actuales márgenes.

Todo esto evoca el verdadero sentido que tuvo Lerner al proponer su teoría de la acupuntura urbana. Cómo se hace entender a las autoridades y los responsables de las instituciones, que el pinchar con agujas en puntos estratégicos de la ciudad, significa el sensibilizarse con el ecosistema urbano que necesita de equilibrios y tiene un límite de uso y aprovechamiento. Por tanto, es imprescindible que los proyectos, obras o acciones en la ciudad, se entiendan como verdaderos pinchazos prácticos en respuesta a los problemas.



Tags: urbana,Acupuntura

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa