Cochabamba, martes 23 de octubre de 2018
BITÁCORA ECONÓMICA

Segundo aguinaldo y efecto arrastre(II)

| Profesor de Macroeconomía de la UMSA montenegro_mzx@yahoo.es | 05 agos 2018 | Ed. Imp.

El anuncio de la cifra de crecimiento del PIB real al primer trimestre de 2018 es de 4.44 por ciento , realizada por el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Mario Guillen, la semana que termina, ha “gatillado” en declaraciones por parte de empresarios, analistas económicos, no tanto por la cifra en sí, sino más bien, por la alta probabilidad de que se materialice el pago del segundo aguinaldo en la presente gestión.

Hay que recordar a nuestros amables lectores, que el pago del segundo aguinaldo, se efectiviza en tanto y en cuanto el crecimiento del PIB real a 12 meses entre los periodos de junio y julio, sea igual o mayor al 4.5 por ciento ; ello significa que, si la dinámica de la actividad económica real del PIB del periodo julio de 2017 a junio 2018 es superior a la registrada en el periodo julio 2016 a junio 2017 y, además, lo es, en una tasa mayor o igual en 4.5 por ciento , se debe pagar el segundo aguinaldo.

Ahora bien, la tasa de crecimiento acumulada del periodo de junio 2017 a marzo 2018 contra la de junio de 2016 a marzo 2017 ya registra un valor de 4.67 por ciento y bastaría con que el PIB real al segundo trimestre de este año crezca en un 4.22 por ciento , para hacer factible el pago del segundo aguinaldo en la gestión 2018, recordando que en las gestiones 2016 y 2017 no hubo dicho pago, pues se alcanzaron tasas de variación porcentual de 3.94 y 4.46, respectivamente.

La probabilidad de que el segundo trimestre de 2018 el PIB real crezca igual o más que el 4.22 por ciento , es relativamente alta, basta mirar la evolución de las tasas de crecimiento de los anteriores ocho trimestres, donde la desaceleración se sitió en el segundo trimestre del año 2016, desvaneciéndose en el tercer trimestre de 2017 que dio inicio a un mayor impulso en el crecimiento de la actividad real.

Adicionalmente, esta posibilidad se refuerza por el hecho de que el anterior trimestre, el PIB real creció en 4.44 por ciento , y bastaría con generar una tasa de crecimiento similar en el segundo trimestre, o un “efecto arrastre” que es estadístico, que señala cierta inercia en la dinámica y el impulso se mantiene en la economía, independientemente de que si la misma siga en una buena racha o hayan malas noticias. Esta alta posibilidad fue analizada en mi artículo “Segundo aguinaldo y el “efecto arrastre”, de esta columna dominical, el 28 de enero de este año, y los datos actuales parecen confirmar mi vaticinio.



Tags: arrastre(II),efecto,aguinaldo,Segundo

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa