Cochabamba, martes 21 de agosto de 2018
EN VUELO

Doria Medina, un ejemplo

| Asesor aeronáuticoklariclab@yahoo.com | 07 may 2018 |

Muchos bolivianos dicen que es un riesgo invertir en el país, por las leyes vigentes que hay.

Estas personas quizás tengan o no razón. Pero algo que se debe destacar es que Samuel Doria Medina, el empresario, sí invirtió y fuerte en el país al comprar el hotel más lujoso y cómodo de Sudamérica y lo remodeló, gastando una millonada.

Doria Medina es un opositor al Gobierno y, por eso, de vez en cuando le encuentran cosas sin fundamento para querer dañar su prestigio bien ganado.

Samuel es un verdadero boliviano, que cree en su país y su visión es sacarlo adelante. Es un empresario visionario, ya que la cementera de Viacha, la que se encuentra en la ciudad de La Paz, estaba casi en quiebra, pero él la sacó adelante con su visión empresarial. Actualmente es una de las principales cementeras del país.

Esta cementera la heredó de su padre, alto ejecutivo de la casa Grace, una empresa importante que tenía oficinas en Oruro. Esta fue vendida gracias a la habilidad de Samuel Doria Medina en un excelente precio a Gloria, de Perú, y todos decían que él agarraba el dinero y se largaba. Todo lo contrario, lo que había cobrado lo reinvirtió en el país, comprando en Santa Cruz el hotel Tajibos y realizando otras inversiones, ayudando a organizaciones sobre todo de mujeres para que salgan adelante, y lo hizo con mucho éxito por lo que recibió varias distinciones.

Samuel fue ministro de Economía durante la gestión de Jaime Paz Zamora, gobierno de izquierda moderada en cuya gestión Bolivia obtuvo la certificación de categoría 1, lo que le permitió al Lloyd Aéreo Boliviano, con plena libertad, volar a Norteamérica.

Este destino también le benefició al Transporte Aéreo Boliviano, AeroSur y Amaszonas.

Samuel es egresado de la universidad Arizona, como economista, con altas distinciones en 1981. Es uno de los pocos privilegiados que se salvó de un accidente aéreo increíble, hace unos años.

Creo que el ejemplo de Samuel Doria Medina debería servir para muchos bolivianos que invierten lo que ganan en su país en el exterior.

Y como dicen en CNN, la medalla de oro se la damos a Samuel y la de cartón se la entregamos a los que invierten en el exterior, pensando que les irá mejor. Pero no es así, más de uno perdió su capital por sacar su dinero afuera.



Tags: ejemplo,Medina,,Doria

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa