Cochabamba, sábado 24 de febrero de 2018
PEZ ESPADA

La época de la hiper- normalización

| | 11 feb 2018

Una de las armas más eficaces, sino la más eficaz con que cuenta el poder es la propaganda; ya sea a través de mensajes repetitivos falsos o noticias de medios "imparciales". Esos grupos que tienen el control manipulan la opinión pública a su antojo con el objetivo de hacer cumplir sus propios intereses. Este poder tras el poder es sumamente eficaz y peligroso porque inserta ideas en nuestra mente que a mediano y largo plazo afectan las estructuras mismas de la sociedad.

"HyperNormalisation" es un documental del británico Adam Curtis, en el que expone un aparente malestar en el siglo XXI e intenta descifrar cómo hemos llegado a este momento. Una época posmoderna donde reina el consumismo, la superficialiadad, lo falso y la posverdad originan un escenario de incertidumbre y, por ende, de incredulidad. El término no es nuevo, hipernormalización surge con el antropólogo ruso Alexei Yurchak, quien describe la etapa en la que la sociedad soviética sabía que su sistema no duraría mucho tiempo, pero al no haber una alternativa clara, tanto los políticos como los ciudadanos decidieron pretender que vivían en una sociedad funcional. Paulatinamente este estado de “falsedad” sería aceptado como real, ese efecto es lo que Yurchak nombra como hipernormalización. Aspecto que se ha extendido en todas las sociedades bajo una falsa ilusión de estabilidad.

Curtis plantea que las situaciones que ponen en riesgo a nuestro mundo son evidentes, pero que a lo largo se normalizan: masacres, guerras, atentados terroristas, crisis de refugiados, victorias populistas como la de Donald Trump o decisiones descabelladas como el Brexit.

Cuando el control del poder político pasó al financiero, la sociedad se comenzó a moldear: ante la incapacidad de luchar contra grandes corporaciones, los movimientos de oposición dejaron de enfocarse en el colectivo y encontraron en el individuo el camino para lograr el cambio. El individualismo desencadenó un egoísmo exacerbado y una carrera mortal por tener cada vez más riqueza, aun a costa de los demás. Yurchack concluye: "Todo era para siempre, hasta que dejó de serlo. Cuando todo se está viniendo abajo, pero nadie encuentra una alternativa posible. Cuando ya no queda tiempo para nada salvo para creerse la mentira y seguir cuesta abajo. Bienvenido a la era de la hipe-normalización”.



normalización,hiper-,época,La

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Opinión en Twitter
Opinión en Facebook
Portada Impresa