Cochabamba, Bolivia, Jueves 31 de agosto de 2017
Editorial

Rendición de cuentas y el fútbol

VOTAR
  • Actualmente 0
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
RESULTADO
  • Actualmente 0
Compartir
31/08/2017 | Ed. Imp.
El lunes, la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) hizo público el manejo económico de la institución, hecho que sorprendió a propios y extraños porque fue la primera vez que hizo una rendición de cuentas y mostró las millonarias cifras que maneja al año.

Nunca antes se había conocido cuánto exactamente el ente federativo captaba por concepto de publicidad, apoyo deportivo de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), por los partidos de Eliminatorias, esponsorización, torneos nacionales. entre otros.

Así como tampoco en qué gastaba o invertía las millonarias sumas que recibía al año.

Fue bueno saber que durante la gestión 2016, la FBF recibió 74.652.802 bolivianos por competiciones internacionales, apoyo deportivo de la Conmebol, derechos de televisión, partidos de Eliminatorias, esponsorización, operativos por registro, venta de espacio de vuelos chárter, torneos nacionales y otros. Asimismo, se informó que durante el primer semestre de este año recibió 7.840.095 bolivianos.

En cuanto a egresos, se reveló que en 2016 erogó 51.001.981 bolivianos en sueldos, servicios básicos, beneficios sociales, honorarios profesionales, operativos, remodelación, publicidad y propaganda, selecciones, apoyo a competiciones, impuestos, entre otros. Mientras que de enero a junio de este año 13.627.089 bolivianos gastaron por similares conceptos.

Más allá de estas cifras, en la rendición de cuentas, que estuvo a cargo del tesorero de la FBF, Cliver Rocha, y la auditora Jazmín Grágeda, se reveló que el manejo de 37 millones de bolivianos no cuenta con los debidos respaldos que muestren la absoluta transparencia del uso de esos recursos.

Por los informes presentados por Grágeda, hay observaciones contra dos expresidentes de la entidad futbolera que ahora están bajo la lupa. “Se detectó que los documentos tenían nombres de personas particulares, lo cual atenta contra la norma y el manejo prolijo de la institución”, dijo la auditora al momento de presentar las millonarias cifras.

De no haberse realizado dicha auditoría, la misma que fue hecha pública por primera vez, ¿será que los bolivianos habrían conocido este hecho que involucra a dos exautoridades del fútbol nacional? Seguramente que no, así como tampoco se sabría que solo en sueldos la Federación Boliviana de Fútbol gastó 2.106.609 bolivianos durante la gestión pasada, o que por competiciones internacionales recibió en 2016 la suma de 33.122.118 bolivianos; o que la Conmebol los apoyó con 19.355.328 bolivianos.

El manejo económico en el fútbol siempre fue un misterio y lo seguirá siendo, porque las cifras que se develaron solo corresponden a las de la FBF y no así a la de los clubes ligueros que también manejan millonarias sumas.

Sería interesante que los clubes también rindan cuentas, si quieren anualmente, para que la hinchada sepa en qué se gasta o invierte el dinero que pagan por las entradas.

Lo que más se dice de un determinado partido es que se vendieron 15, 20 o 25 mil entradas, pero nunca dónde fue a parar el dinero recaudado o con cuánto se favorece el Estado con los impuestos que pagan.

Si alguna vez se hizo pública una cifra, fue por denuncia de un dirigente, exlíder del fútbol o un futbolista, pero no así por un club y mucho menos por el ente federativo.

Ahora que por fin la FBF lo hizo, esperemos que no sea la primera ni única vez que muestre sus ingresos y sus egresos, además el transparente manejo que los dirigentes deben hacer. Así también se aguarda que las presuntas irregularidades que se detectaron no queden en meros anuncios, más al contrario se abran investigaciones para sancionar o liberar de culpa a quienes hoy se encuentran bajo sospecha de un irregular manejo económico.


Tags: rendición, cuentas, fútbol




  • QUIENES SOMOS:



Copyright © 2003-2017 Opinión. Todos los derechos reservados.