Cochabamba, Bolivia, Lunes 17 de julio de 2017
Opinión

May se queda sola en su divorcio con Europa

VOTAR
  • Actualmente 0
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
RESULTADO
  • Actualmente 0
Compartir
Por: Marcelo Justo | (Tomado de www.pagina12.com.ar) | 17/07/2017 | Ed. Imp.
Contra las cuerdas, sin mayoría parlamentaria propia, sostenida por un pacto con el grupo más reaccionario de la Cámara, Theresa May planteó a la oposición una “unidad nacional” a través de una colaboración parlamentaria con el laborismo de Jeremy Corbyn para avanzar en el arduo camino del Brexit. La iniciativa, presentada el martes, fue rechazada irónicamente por Corbyn, quien le regaló a May una copia de la plataforma electoral laborista. El jueves el líder laborista le volvió a dejar en claro que tiene otros planes. Corbyn se reunió durante dos horas y media con el principal negociador de la Unión Europea para el Brexit, Michel Barnier, a fin de encontrar puntos de compromiso que le permitan al Reino Unido mantener el acceso al mercado europeo una vez concluido el Brexit.

Barnier y Corbyn negaron que el encuentro fuera el comienzo de unas negociaciones paralelas, pero funcionarios europeos señalaron al The Guardian que estos contactos informales han crecido en importancia desde las elecciones británicas de junio. El tiempo es un claro indicador de la creciente importancia de Corbyn frente a la alicaída figura de May. La reunión entre el principal negociador europeo y el líder laborista duró prácticamente la mitad del tiempo que el Gobierno británico le ha dedicado a los negociadores europeos desde que activó el proceso diplomático para terminar el vínculo con la UE a fines de marzo.

La soledad de May quedó igualmente expuesta el jueves al presentar ante el Parlamento la ley de salida de la Unión Europea (European Union Withdrawal bill), más conocida como “Repeal Bill”, madre de todas las batallas en estos 21 meses que quedan hasta que se termine la negociación por el Brexit. Con la excepción del impresentable DUP, los reaccionarios protestantes de Irlanda del Norte que apoyan informalmente al Gobierno, la oposición en su conjunto rechazó la ley.

La ley plantea el rechazo de la legislación europea incorporada desde 1972 y su sustitución por leyes británicas que debe debatir y votar el Parlamento. Según el ministro para el Brexit y posible sucesor de May, David Davis, “es el proyecto de ley más importante que haya pasado por el Parlamento y la clave de nuestra separación de la Unión Europea”

En total, son unas 12 mil regulaciones europeas y casi 8 mil normativas, que en su mayoría el Gobierno propone incorporar al cuerpo legal británico con un simple “cut and paste”. El problema no es el grueso de esta legislación, sino algunos capítulos sensibles para distintos sectores del parlamento, incluídos conservadores disidentes.

Los derechos humanos son la primera víctima del proyecto. “La Carta de Derechos fundamentales no será parte de la ley británica luego de la salida de la Unión Europea”, señala el proyecto de ley. El portavoz laborista para el Brexit, Keir Starmer, señaló que su partido se opondrá al proyecto. “Tenemos muy serios cuestionamientos y a menos que el Gobierno lidie con estos temas no apoyaremos el proyecto de ley”, señaló Starmer.

Los liberal demócratas, que quieren un nuevo referendo sobre el Brexit, advirtieron que el debate de la “ley será un infierno” para el Gobierno. “La carta de derechos fundamentales es una piedra basal de nuestra identidad. No puedo entender por qué el Gobierno la rechaza. ¿Tiene algún problema con el derecho a la vida, con la prohibición de la tortura, con la protección contra la esclavitud, el derecho a un juicio justo, el respeto a la privacidad, la libertad de pensamiento y culto, la libre expresión y el derecho a la protesta pacífica?”, señaló el líder liberal demócrata Tim Farron (...).

Tags: queda, sola, divorcio, europa




  • QUIENES SOMOS:



Copyright © 2003-2017 Opinión. Todos los derechos reservados.