Cochabamba, Bolivia, Viernes 7 de febrero de 2014
Cochabamba
锘縇OS J贸VENES EST谩N EXPUESTOS A LA VENTA DE MEDICAMENTOS EN FARMACIAS, CUYA DOSIFICACI贸N NO ES CONTROLADA Y PUEDE CONDUCIR AL CONSUMO DE COCA铆NA

锘縋sicotr贸picos sin control provocan adicciones

Por: RAMIRO HUAYCHO | 07/02/2014 | Ed. Imp.

锘縀l flunitrazepam es usado para dormir. archivo



Un recorrido por cinco farmacias locales realizado por un periodista de este medio permiti贸 evidenciar que no existe el suficiente control sobre la venta de medicamentos denominados psicotr贸picos que, seg煤n la normativa vigente, solo deben ser dosificados mediante recetas m茅dicas.

La venta de psicotr贸picos sin la prescripci贸n m茅dica puede llevar a la adicci贸n y dependencia, y representa un peligro para las personas, porque puede dar pie al consumo de otras drogas, como la coca铆na, asegura el m茅dico psiquiatra del Hospital Viedma, Fernando Leguizam贸n.

El psiquiatra explic贸 que los psicotr贸picos son sustancias naturales o sint茅ticas que, al ser ingeridas, producen un cambio en el sistema nervioso central.

鈥淓xisten pacientes que no pueden dejar de consumirlos, puesto que se vuelven adictos al consumo. Son los j贸venes los que consumen m谩s, y no se controla ni se investiga a los intermediarios que proveen estas sustancias鈥, indic贸.

Leguizam贸n mencion贸 que atiende a pacientes que ya consumen estas sustancias por varios a帽os, quienes le piden que les aumente la dosis porque se vuelven resistentes y tolerantes los psicotr贸picos.

El profesional aclar贸 que no existe un m茅dico exclusivo para recetar este tipo de medicamentos; sin embargo, recomend贸 controlar su dosificaci贸n y, m谩s a煤n, la venta en farmacias.

En la visita realizada por el periodista de este medio se identificaron tres farmacias que venden psicotr贸picos libremente y sin mayor control. Las mismas est谩n ubicadas en el centro y el este de la ciudad

CONTROLES La responsable de Control de Farmacias del Servicio Departamental de Salud (SEDES), Aleyda Camacho, declar贸 que los controles aplicados mediante el registro de comercializaci贸n de psicotr贸picos, mismos que se realizan a trav茅s de libros de venta abiertos por el propio SEDES, se realizan por la v铆a de un descargo trimestral.

"Una vez dispensado el medicamento, tiene que registrarse el nombre del paciente, nombre del medicamento, concentraci贸n, presentaci贸n, la cantidad y qu茅 m茅dico lo prescribe", dijo.

Camacho record贸 que el farmac茅utico tiene la obligaci贸n de verificar el contenido de la receta y, si hubiera irregularidades, debe comunicarse con el m茅dico que la prescribi贸. En caso de muerte de un paciente resulta m谩s f谩cil investigar las razones por medio de los registros de venta de las farmacias.

El psiquiatra Fernando Leguizam贸n dijo que normalmente los m茅dicos no recetan este tipo de sustancias a j贸venes, salvo indicaci贸n de otro especialista y asegurando un control en el periodo de consumo.

鈥淐onsiderando que son sustancias adictivas, una vez que cumplen su efecto, se debe bajar progresivamente hasta dejarlos sin el medicamento鈥, acot贸.

La encargada de Control de Farmacias del SEDES indic贸 que las sanciones en estos casos van de la clausura de la farmacia a la suspensi贸n del ejercicio profesional del farmac茅utico.

锘緾uanto m谩s temprano se inicia el consumo, m谩s fuerte es la adicci贸n

锘縀l m茅dico psiquiatra Fernando Leguizam贸n manifest贸 que cuanto m谩s temprano se inicia el consumo de psicotr贸picos, m谩s r谩pida y dif铆cil de controlar se vuelve la adicci贸n. Las consecuencias provocan da帽os mentales y cognoscitivos irreparables, como dificultades en el aprendizaje y problemas laborales y familiares.

Remberto C茅spedes perdi贸 el apoyo de su familia cuando empez贸 a consumir psicotr贸picos a la edad de 14 a帽os. 鈥淟o hice para demostrarle a mis amigos que era valiente y que no le ten铆a miedo a lo que pasar铆a despu茅s鈥, se帽al贸.

Al cabo de 10 a帽os, Remberto subi贸 a otro nivel de adicci贸n, pues ahora consume marihuana y coca铆na. Para cubrir su adicci贸n tiene que gastar 60 bolivianos por d铆a y solo trabaja cuidando y lavando autos.

鈥淢is amigos me dicen qui茅n distribuye la coca铆na, me dan un n煤mero y cada sobre me cuesta entre 10 y 20 bolivianos鈥, a帽adi贸.

El rostro de Remberto delata su adicci贸n, porque siempre se lo ve cansado; la coca铆na destruy贸 su dentadura y su aspecto es de una persona mucho mayor.

El psiquiatra recomend贸 realizar una campa帽a educativa a trav茅s de todos los medios de comunicaci贸n y diferir la responsabilidad a las familias, maestros y autoridades.

Mientras, Remberto sugiri贸 no aceptar desconfiables invitaciones de amigos, porque 鈥渟olo te jodes la vida鈥.


Tags:




  • QUIENES SOMOS:



Copyright © 2003-2019 Opinión. Todos los derechos reservados.