Cochabamba, Bolivia, Martes 6 de marzo de 2012
Subeditorial

Se espera un acuerdo salarial realista

06/03/2012 | Ed. Imp.
La máxima organización laboral, Central Obrera Boliviana, ya rechazó por insuficiente la oferta inicial del Gobierno para el incremento salarial para la presente gestión. Las negociaciones todavía no comenzaron, pero los planteamientos anticipados ya están en debate en el ámbito público.

El Gobierno mantiene su posición de que este año el aumento debe estar relacionado con el índice de la inflación anual, que a diciembre cerró en 6,9 por ciento, por lo que se deduce que la oferta será inferior al 10 por ciento. La dirigencia de la COB, por su parte, cuestiona la validez de los índices oficiales sobre la variación en el costo de vida y anuncian pedidos que estarán cerca al 20 por ciento.

La expectativa de los trabajadores es alta, a la espera del inicio de las negociaciones y de los resultados que tradicionalmente se dan a conocer el 1 de Mayo en la celebración del Día del Trabajo. Otro factor manejado por la COB es que el aumento de esta gestión no puede ser inferior a los anteriores años, cuando se superó el 10 por ciento y se llegó incluso al 12 por ciento para la gestión 2009.

El salario es para los trabajadores el resultado de sus largas y duras jornadas de trabajo por el desarrollo de las empresas, instituciones y del país en su conjunto, que le permite llevar el sustento familiar. Es en este sentido que se espera un diálogo realista y abierto entre el Gobierno, la dirigencia de los trabajadores y el sector empresarial privado que también ya esgrime sus propias observaciones y preocupaciones sobre el tema

La negociación por el incremento salarial tiene dos componentes principales: el salario mínimo nacional y el aumento del salario. En el primer caso, se debe reconocer que hay importantes avances, ya que desde el 2005 hasta el año pasado el salario básico llegó de 440 a 815 bolivianos, y es tal vez el componente que más favorece e importa al grueso de los trabajadores del país.

En cuanto al incremento salarial, la lucha de la COB es permanente por lograr un aumento digno, que permita al trabajador y su familia una vida sin penurias, por lo menos en lo que respecta a las necesidades básicas y primordiales como son la alimentación, la vivienda, la educación, la salud, la vestimenta y el esparcimiento.


Tags:




  • QUIENES SOMOS:



Copyright © 2003-2019 Opinión. Todos los derechos reservados.