Cochabamba, Bolivia, Viernes 27 de mayo de 2011
Aurora 76 años
HACE 76 AñOS UN GRUPO DE JóVENES DECIDIERON FUNDAR UN EQUIPO DE FúTBOL, QUE AL PASO DEL TIEMPO Y LA VISIóN DE SUS DIRIGENTES SE CONVIRTIó EN UNA INSTITUCIóN ARRAIGADA EN EL PUEBLO MISMO DE COCHABAMBA

Aurora nace junto al firmamento

Por: ARIEL GUZMÁN CANDIA deportes@opinion.com.bo | 27/05/2011 | Ed. Imp.

Cancha principal del complejo deportivo del Club Aurora, que tuvo la atención de los diferentes dirigentes que pasaron por la institución deportiva.



Un grupo de estudiantes del c olegio Instituto Americano, reunidos en la plaza Colón, fueron los que gestaron “el equipo del pueblo”. Se rebelaron y desde entonces está vigente esa pasión por una institución que se consolida como una de las más prestigiosas del país.

Aquella madrugada del 27 de mayo de 1935, frente al Instituto Americano, situado en ese entonces en la plaza Colón, nació el Club Aurora. El nombre de la institución surge porque esa mañana el cielo despejado que presentaba el alba de aquel día fue motivo de inspiración para los jóvenes estudiantes, que se trasnocharon en busca del nombre que llevaría el club de fútbol.

En documentos de archivo las declaraciones de Leonardo Ferrel, detalla cómo nació el equipo del pueblo. Fue así que Juan Cerruti, el primer presidente, y sus compañeros contemplaron en la alborada el firmamento que exponía su celeste infinito, motivo suficiente para bautizar al equipo naciente como "Aurora".

NACIMIENTO “El grupo de estudiantes tenía entre 17 a 19 años los muchachos que se rebelaron con el director de ese instituto ya que éste no les dejó intervenir en una competencia de confraternidad llevando el nombre del colegio”, cuenta Leonardo Ferrel, hermano de Humberto y Wálter Ferrel que conformaron aquel primer directorio de lo que hoy es Aurora, echando así por tierra otras versiones de aquel histórico 27 de mayo.

“Habían concurrido los muchachos al colegio para pedir permiso y asistir a un torneo de confraternidad llevando el nombre del instituto. El director Legrand Smith les negó esa posibilidad, y entonces los alumnos en rebeldía fundaron un club”, cuenta Ferrel. “No intervine en la fundación del club, pero contó uno de mis hermanos que había una decena de jóvenes que desacataron al director de dicha institución educativa".

 “Cariño y desprendimiento”



Roberto Pavisic fue un dinámico deportista, entrenador y dirigente en el deporte cochabambino, y hace muchos años en el Club Aurora, quien nos comenta cómo se logró el complejo deportivo.

Una tarde caminamos en la moto de Orlando Beltrán, dirigente del Club Aurora, buscamos un espacio donde se pueda entrenar, incluso subimos hasta el cerro del Abra para poder ver mejor el panorama de la ciudad, de repente Orlando dice (señalando lo que hoy es el complejo) ése es el espacio que necesitamos para comenzar.

Con el apoyo del exalcalde, Hugo Montero Mur, nos dieron los terrenos para poder entrenar, con el apoyo de la gente, donaciones y desprendimiento de cada uno pudimos instalar los que fueron camarines

(hoy son los ambientes del

área social).

El directorio estaba conformada por Fernando Antezana, Héctor Vargas, “Chacho” Fiorilo, Matías Veltrup, Orlando Beltrán y Roberto Pavisic. La cancha era un potrero y no pudimos hacer mucho para mejorarlo.

“Pasión por un club querido”

Un dirigente que dio mucho por el deporte cochabambino fue Jaime Cavero Covarrubias (+), su hijo mayor Gonzalo nos detalla cómo se implementó el terreno de juego en el complejo deportivo.

Una noche un grupo de hinchas vinieron a buscarlo a mi papá (Jaime Cavero), pidiéndole apoyo para pagar los sueldos a los jugadores y técnico, él fue amplio y les apoyó, lamentablemente, nunca fue electo como presidente del Club Aurora mi papá, desde 1996 se hizo cargo de una institución quebrada y sin terreno de juego.

Mi papá junto a mis hermanos Andrés y Miguel, se pusieron el overol buscaron piedras, cascajo, lama, tepes, fertilizantes y mucha agua para que la cancha principal pueda servir para que entrene el primer plantel.

Se contrató 80 peones para rellenar todo el perímetro, contratar maquinaria pesada, conversar con las “tepeadoras” del Country Club para que hagan el trabajo en la cancha principal. Posteriormente, se hizo un pozo de agua para que se riegue la cancha, la inversión que hizo mi familia tuvo una inversión aproximada de 150 mil dólares.


Tags:




  • QUIENES SOMOS:



Copyright © 2003-2018 Opinión. Todos los derechos reservados.